sábado, 12 de septiembre de 2009




"¡Oh noche, más oscura en nuestros brazos!"
J.Guillén


La noche nos cubrió con su penumbra.
Feliz infinitud la de tus brazos,
adormecida luz
que acaricia perfiles imposibles
e ilumina los huecos prometidos.
¡Qué noche tan oscura e infinita,
abrazada a tu cuerpo, fuerte y sabio,
alfarero del barro de mi vientre!

Pont Neuf era un misterio concebido
para ser descubierto con las primeras luces,
dejando atrás un lecho abandonado
de sábanas gastadas.
En las horas confusas
de una mañana gris
vestida de silencios y ternura,
París nos esperaba
con la sonrisa puesta,
dispuesta para ser inolvidable.

77 comentarios:

Marta María López dijo...

Jo, Marisa, cómo me ha gustado. La última estrofa es un colofón estupendo! El poema me ha dejado una sensación nebulosa y melancólica, esa melancolía que tantas veces nos acompaña cuando recordamos momentos que han sido felices.

Besos.

Fernando dijo...

Una guerra de hilos invisibles

donde siempre el que pierde gana,

un retazo de noches pasadas

y hojas secas dispuestas en el baño

para el olvido.

Detrás, enfrente, a todos lados,

París era, es la hembra,

el hombre cruzado por el Sena,

todos los pasos perdidos

que nunca más volvieron,

todos los míos,

siempre se escaparon a París...

y allí los sigo.


besos de luz


f.

María Socorro Luis dijo...

OH, Paris; toujours Paris...
Qué evocador...

Besos con alas.


Soco

Javier Herque dijo...

Paris siempre al acecho para prestar sus calles…su vida, su noche…a las palabras que fueron barro y luego versos.

Un saludo

Maria Varu dijo...

se mantendrá la noche en su infinitud
y seguirán las caricias
y la luz que ilumina
y el abrazo
y el misterio
en esas horas confundidas
de la mañana
aunque el día sea gris
... y es que...

Paris nos espera
con la sonrisa puesta


besos Marisa

Antonio Rivero dijo...

Es una gozada de poema, sigue colgando pues la verdad... uno le da gusto pasarse por este blog...

Saludos marisa...

MarianGardi dijo...

Paris avec ton amour, es una pasión que depende mucho del acompañante, como todas las pasiones.
Yo vivo alli medio año como sabes he imagino Paris potencialmente acompañada y debe ser mortal.
Un abrazo Marisa

Codorníu dijo...

Ahí me has dado. Cortázar cuadraba encuentros aleatorios con la Maga, mientras yo los cuadraba con ambos; bajo el brazo, Rayuela.

Nuestro París.

Un beso.

Esther Rodríguez Cabrales dijo...

Paris, Le Pont Neuf y el amor. Coincidimos Marisa.

Adolfo Payés dijo...

Un poema muy bello. me gustaron tus versos..

Excelente

Un abrazo

Saludo fraternos
Que disfrutes tu fin de semana..

JAUD NABIR dijo...

Hermoso poema bella Marisa. Siempre he pensado que Paris es una promesa que no hiere, que se queda prendida para siempre. Besos

Alejandro Lérida dijo...

Sin duda, París fue creada para ser descubierta con las primeras luces. Precioso poema, de veras.

París nos esperaba / con la sonrisa puesta...

Un abrazo en mitad de la noche.

Mistral dijo...

Unos versos preciosos, es un placer leerte

Giovanni-Collazos dijo...

"alfarero del barro de mi vientre"

No conozco París... pero tu poema me da ciertas sensaciones.

Un abrazo.

Gio.

Javier Sánchez Menéndez dijo...

El comienzo del poema es muy bueno Marisa, muy grande.

Saludos.

ALE. dijo...

Lo inolvidable se prepara a escondidas nuestra,a secretos con el corazón.

Mi abrazo Marisa.

Emilio dijo...

El final de la primera estrofa es infinito, Marisa.

Un abrazo.

yonky dijo...

Las sombras y las luces haciendo estragos en rincones inexplorados..

ramo de cariños,hoy alelì

irene dijo...

París, la noche, el amor..., y un bello poema que te hace vivirlo.
Besos, Marisa.

Edu dijo...

Paris, es el mejor poema de lo urbano de este reflejo azul, que viaja por el universo. Quien hace versos, Paris es su Meca.
Un Saludo

marisa dijo...

Marta, esa melancolía sé que no gusta a muchos consagrados, ni a las nuevas tendencias que alejan la poesía de la experiencia y de lo íntimo.Pero para mí, es fundamental.Poesía como comunicación, como expresión de lo vivido, como refugio y lugar de encuentro, como transformación de lo cotidiano en material sensible.
Gracias por valorarlo y compartirlo, de corazón.Besazos

marisa dijo...

Fernando, qué belleza.De nuevo tus regalos en forma de versos...Mil gracias, poeta

marisa dijo...

Sí Soco, siempre París. París en el recuerdo es todavía, si cabe., más hermoso...Besos

marisa dijo...

Así es Javier, tú lo has dicho muy bien...un abrazo

marisa dijo...

María...gracias por tu sentido y precioso comentario.París y muy pronto Madrid, será lugar de encuentro...Besazos enormes

marisa dijo...

Antonio, mil gracias... A ver si tengo más tiempo porque me gusta mucho escribir pero también leer y visitaros y comentaros...pero el tiempo juega en micontra.Un abrazo

marisa dijo...

Sí Marian lo es...Tú seguro que conoces cada rincón, cada olor...Yo estuve poco y los siguientes viajes no han sido lo mismo, la verdad.De todas formas la poesía puede arrancar un poco de esa belleza al recuerdo de lo vivido.Besos guapa

marisa dijo...

Nuestro París...Cortázar me invitó por primera vez, pero el viaje real fue muuucho mejor.Besos, guapo.

marisa dijo...

Me alegra que tu parís coincida con el mío, mi querida esther.Un besazo.

marisa dijo...

Adolfo , gracias por tu comentario y tus buenos deseos.Abrazos

PIZARR dijo...

Estoy con Marta y contigo en que la melancolía es la guinda perfecta para el recuerdo.

Mis recuerdos siempre son pausados, pelín meláncolicos, aunque sean bellos y correspondan a tiempos felices.

Pienso que el solo hecho de volver a pensar en algo que se fue, ya lo concierte en un poco nostálgico y así ehmos de expresarlo, no dando brincos.

"refugio y lugar de encuentro dices... !Que bonito!

Un abrazo y gracias a ti

Ramiro Rosón dijo...

“Feliz infinitud la de tus brazos”.

Por obra del amor, el angosto espacio que hay entre unos brazos que estrechan un cuerpo se convierte en una infinitud. Por obra del amor, la oscuridad de la noche, fuente de miedo, se vuelve agradable e incluso llega a desearse más que la luz del día. Por eso, en los poemas amorosos del Cancionero, los amantes suelen lamentar la llegada del alba, que los fuerza a separarse.

“París nos esperaba
con la sonrisa puesta”

Has reflejado muy bien la fascinación que nos causa París a muchos. Yo nunca he estado allí, pero quisiera...

Un abrazo.

ybris dijo...

París no falla nunca a la ternura.
Siempre se hace inolvidable en el recuerdo.
A veces, como hoy, también en tan bellos versos.

Besos.

marisa dijo...

Jaud, gracias ... Así es se queda prendida para siempre.besos

marisa dijo...

Alejandro..¿qué haríamos sin parís? Habría que inventarla...Yo también te mando un fuerte abrazo.

marisa dijo...

Gracias Mistral, también es un placer para mí que me lo digas...un abrazo

marisa dijo...

Pues cuando lo veas cualquier sensación se quedará pequeña, ya verás...Un beso Gio

marisa dijo...

Javier...gracias, significa mucho para mí que me lo digas.Un abrazo enorme

marisa dijo...

Ale guapa, así es...Gracias por estar.un besazo

marisa dijo...

Gracias Emilio, me alegra mucho que te guste...la poesía por su naturaleza fuertemente subjetiva despierta diferentes sensaciones y lo que a unos gusta a otros repudia.Yo procuro escribir desde la honradez poética y con mi mayor cuidado, aunque, a veces, pierda en perfección formal prefiero no perder en autenticidad.Besos

marisa dijo...

Yonky ¡qué bello juego de luces me regalas!Un beso.

marisa dijo...

Irene parís es mucho parís, ¿eh?Besos viajeros.

marisa dijo...

Es verdad Edu, París recoje todos los versos.un beso

marisa dijo...

Mi querida Pizarr, qué alegría tenerte aquí...gracias por tu comentario.me gusta saber vuestra opinión y me ha gustado especialmente lo que dices del tono que necesita la nostalgia.Un besazo enorme

marisa dijo...

Ramiro seguro que cuando vayas, y conociendo y reconociendo tu talento, crearás un texto muy bello...espero poderlo disfrutar cuando así sea.Un abrazo

marisa dijo...

Sí ybris, nunca falla...gracias y un abrazo enorme

Isabel Romana dijo...

Realmente inolvidable este poema de Guillén. Con ese París listo para ser amado y adorado. Besos.

marisa dijo...

Los versos de Guillén me recordaron esa vivencia y de ahí el poema.lo bueno que tienen los maestros es que siempren nos sirven de inspiración.Besazos Isabel y mil gracias por venir .

Arruillo dijo...

Precioso poema, Marisa. Los que hemos tenido la suerte de pasear por la ribera del Sena, todavía somos más afortunados con la lectura de tu poema. También coincido con alguien más en que "alfarero del barro de mi vientre" es un gran acierto de versificación.
Un beso

salvadorpliego dijo...

Preciosos versos. Hiciste volar mi imaginación.
Un placer leerte.

Te recomiendo activar recibir mensajes con OpenID pues los que no tenemos cuenta en goolge se nos complica mas comentarte. Ve en tu perfil.

Salvador Pliego

http://salvadorpliego.wordpress.com/

Rocío dijo...

!Qué blog tan bonito tienes, Marisa! Enhorabuena...

sergio astorga dijo...

Marisa, Paris para una fiesta con horas nocturnas y alfareras.
Un abrazo oscuro.
Sergio Astorga

impersonem dijo...

Precioso poema cargado de melancolía...dicen que el amor en París tiene intensos matices...tal vez por ello dejen una impronta en la memoria que tiende a ser eterna.

Besos.

marisa dijo...

Muchas gracias Arruillo.Me alegra saber que leyendo el poema regresaste a París...
Un abrazo enorme

marisa dijo...

Gracias salvador, el placer es mutuo.Un abrazo

marisa dijo...

Rocío, bienvenida.Espero verte por aquí.un beso

marisa dijo...

París, siempre parís.Un abrazo Sergio.

marisa dijo...

Impersonem, yo así lo creo.Me alegra verte aquí y poder volver a leerte.Abrazos

Mertxe dijo...

Un renovado placer, Marisa, venir aquí, contigo, a leerte.

LA PALABRA INVISIBLE dijo...

Muy bueno Marisa, un abrazo.

siempreconhistorias dijo...

Qué maravilla, todo, lo que evoca,el cómo, el dónde, la palabra, el ritmo...Todo me ha encantado... Qué añoranza de esas manos alfareras y de la ciudad sonriente.
Gracias,Marisa.
Muchas gracias.

media luna dijo...

París siempre nos estará esperando. ¿No era algo así en casa blanca? Hay que tener fe.
Hoy estoy optimista, y la sonrisa será inolvidabe igual que hace veinte años. Ya ves que tus poemas siempre me inspiran.
Un beso amiga.

marisa dijo...

Mertxe, qué alegría verte de nuevo entre mis versos.Un abrazo, guapa

marisa dijo...

La palabra invisible, gracias y otro fuerte abrazo para ti

marisa dijo...

Me alegra que te guste Izaskun, de verdad.París siempre guarda algún secreto, y siempre nos sorprende.un abrazo

marisa dijo...

Carmen me alegra tu optimismo, me alegra de verdad. Y sí, siempre nos quedará París, o al menos su recuerdo.Besos, guapa

Mónica López Bordón dijo...

precioso, nos lleva a París en esa pasión del amor y del encuentro que camina lento, sensual y sutil en cada verso.

Me encantó el verso que tomas de Guillén y desarrollas luego sobresaliente: abrazada a tu cuerpo, fuerte y sabio, alfarero del barro de mi vientre!". Magistral.

un beso grande
Mónica

Tracy Lord dijo...

Ay, Marisa, si es que contigo no se puede! Todos tus poemas me gustan! Voy a empezar a parecer un eco, siempre diciendo "me encanta, me encanta".
Pero como lo importante es que sepas que lo digo de verdad, no me importa ser el eco de mi misma. Los tres últimos versos son geniales!
Besos.

marisa dijo...

Mónica,muchísimas gracias.Es un placer para mí tenerte por aquí.Un fuerte abrazo

marisa dijo...

Tracy, repítete cuanto quieras, así da gusto... Eres un sol.Gracias por leerme, de corazón...

Goliardo dijo...

París, los amantes, la poesía. Me has hecho embriagar de ensoñaciones. Como siempre, gracias por tus maravillosas letras.

marisa dijo...

Gracias a ti,amigo del alma.

azpeitia dijo...

Pintura, suave, delicada de un momento de la vida inolvidable, especial...en la bruma de un Paris tan sugerente, tan lleno de historias...exquisito...azpeitia

marisa dijo...

Gracias...El sábado hablaremos de estas cosas y muchas más.un abrazo

Ana Muela Sopeña dijo...

Un poema intimista precioso, Marisa.

Ha sido un placer estar hoy en tu poema.

Felicidades
Un beso
Ana

marisa dijo...

Ana, atesoro tus palabras, mil gracias, poeta querida

Conchi dijo...

Tercer intento de dejar la huella de mi paso por tus letras, a ver si a la tercera va la vencida. Buenas tardes Marisa, nos conocimos el sábado, soy una novata en esto de los blogs pero intentaré aprender rápido, espero poder seguir tus versos y compartir los míos contigo.
Un abrazo

También puedes leer

Related Posts with Thumbnails