martes, 9 de marzo de 2010



Mi patria son los brazos
de aquellos que me aman.
Mi hogar está en la luz
que habita en la mirada de los míos.

No hay refugio más grato
que las cálidas manos
que acarician mi rostro
sin miedo a la ternura,
ni al abismo insondable
de un amor que no ofrece garantías,
ni promesas gastadas,
ni vacías certezas.

No hay más hogar,
ni patria , ni refugio,
que el que ofrecen los nuestros:
los que son, los que fueron,
los que serán un día...

60 comentarios:

media luna dijo...

Bravo Marisa! Bravo por ser capaz de sentir el amor de los que de verdad están ahí, siempre han estado y siempre estarán. Y mil veces Bravo como dice mi Rayuela por definir las caricias con palabras y las certezas más ciertas y el hogar como el refugio de todas nuestras penas y alegrías.
Te eché de menos anoche en un recital de poesía.
Nos vemos pronto mi mentora amiga.

impersonem dijo...

Sí, es en la ternura y en el apoyo de los nuestros donde encontramos el verdadero hogar y el verdadero refugio... cuando eso falla nos sentimos desamparados y perdidos.

Besos.

eloy dijo...

Bien dicho. Mejor una pequeña patria de brazos y abrazos, que aman, que un gran país de sombras.
En los momentos duros nos damos cuenta que lo mejor es replegarse y buscar refugio en los que sabemos que nunca nos fallan.

un abrazo desde mi pequeña patria

eloy

Marian Raméntol Serratosa dijo...

Un recorrido muy intimista sobre esas pequeñas realidades tan y tan grandes.

Un abrazo
Marian

Elchiado dijo...

Imprescindible... poder descansar en unas manos que no sean las propias; recibir una ternura que nada pide a cambio... que siempre se queda. Bonita declaración de amor, y necesaria de expresar a los nuestros. Abrazo.

Bel M. dijo...

Pues, como el ajo, tengo que repetir lo dicho, pero es que no puedo estar más de acuerdo con Media luna, Impersonem, Eloy... (y a "los otros", que les den).

Un beso enorme, querida Marisa.

siempreconhistorias dijo...

MAravilloso. Puerta abierta al futuro en los que serán, demande de riesgo en esa asunción de la ternura. Esos, desde luego, los nuestros, somos nuestra patria.
Un beso grandote, Marisa poeta.

Edu dijo...

Mi patria es la libertad, el socialismo, la humanidad, el amor, la primavera, la noche, los corazones ajenos que me amen y ame. Mi patria es la justicia social, donde todo eso se alce en nación, alli levantare mi estado.
Un Beso

María Socorro Luis dijo...

Además de belleza, tus poemas encierran certezas profundas.

Te quiero. BESOS. Soco

Isabel Romana dijo...

Me ha emocionado este poema, marisa. Qué gran verdad contiene, qué hermoso es. Te mando un abrazo enocionado.

Jesús Aparicio González dijo...

el amor y el apoyo de los nuestros es un bien en sí mismo que debemos conservar.
Un poema pleno de valores.
Un beso

adaev dijo...

"mi patria son los brazos..."genial,gracias

JAUD NABIR dijo...

Que hermosa esta declaración de amor, Marisa. Definitiva para los nuestros. Un beso grande, bella.

ybris dijo...

Así sentimos cuantos nos consideramos ciudadanos del mundo.
No hay otra patria ni refugio ni hogar más acogedores que aquellas personas a las que queremos.

Muy bello, Marisa.

Besos.

Arruillo dijo...

Que mejor cobijo que aquello que tenemos más cerca. Hay que tener la mente abierta para lo que pueda venir, pero el abrazo a lo próximo no puede faltar, es ley de vida.
Un beso

Fernando dijo...

esa serena esperanza de saberte querida...besos.

Clarice Baricco dijo...

Yo quiero tener una patria, aunque sea pequeña, pero tenerla como la que mencionas.

Abrazos linda.

Juanma dijo...

Pues mi patria, que no es muy grande y sin embargo es infinita, que bien procuro que sea acogedora, tiene una comunidad autónoma, aunque dependiente (dependo de yo de ella), llamada "Los poemas de Marisa". Allí, casi cada día, me voy de vacaciones, a leer, a respirar, a llorar, a reír, a abrir los brazos...

Besos.

Noray dijo...

Bello hogar, hermosa patria. Casi siempre, lo más insignificante y próximo es lo más grande... aunque a veces no nos damos cuenta.


Un beso

Jesús Arroyo dijo...

Marisa:
Sólo los dos primeros versos hacen que sea un poema completo. ¿Sigo? porque puedo seguir...
Bessssossss.

SUSANA dijo...

Si Si Si...eso es Patria, lejos de los cantos de sirenas, del bullicio, la palabra fácil y el olvido, también fácil.

Allí están esos brazos que confortan, la mirada clara, los recuerdos que fueron y los que serán.

Precioso trabajo Marisa!!

Besos largos y enormes !!!

El Éxodo dijo...

Sin duda, no hay mejor patria que un corazón amable acogiéndonos con ternura. Si todos tuviésemos un concepto parecido de patria, y no esas otras ideas patrioteras, territoriales y excluyentes, este mundo sería mucho mejor.

Un abrazo.

Mertxe dijo...

"...los que fueron", los que solamente lo serán desde esa bruma que ya no se disuelve.

Gracias de nuevo, Marisa. (Aprovecho para decirte que mi ausencia se ha debido a la pérfida Telefónica. ¡Qué historia!)

Emilio dijo...

Patria, hogar y refugio tiernamente (pero con contundencia) expresados.

Un abrazo para ti y para los tuyos.

Nati dijo...

HOLA MARISA SOY NATI, ME ENCANTA TU FORMA DE ESCRIBIR Y ESTE POEMA ES UN CANTO AL AMOR TAN NECESARIO EN NUESTROS DÍAS, TE FELICITO POR EL BLOG Y POR TU PLUMA ES BUENA MUY BUENA. YO ME QUEDO COMO SEGIDORA Y TE INVITO A QUE CONOZCAS MI BLOG SE LLAMA:" LOS CUENTOS DE NATI". SI TE GUSTA QUEDATÉ SERÁ UN HONOR PARA MÍ.
Y TE ESTARÉ ESPERANDO CON LOS BRAZOS ABIERTOS Y CON MUCHA ILUSIÓN.
BESOS DESDE EL ALAMA nATI.

Antonio Rivero Taravillo dijo...

Hermoso como siempre, Marisa. Y veo que no soy el único que lo ha disfrutado. Un abrazo.

JUAN JES dijo...

"...los que son, los que fueron, los que serán un día". Y de acuerdo contigo, te saludo, poeta. Siempre que te leo me felicito por haber encontrado tu blog.

marisa dijo...

Mil gracias carmen...pronto nos veremos.Hasta entonces un enorme abrazo

marisa dijo...

Así es impersonem, si ellos están ahí todo es soportable.

marisa dijo...

Eloy, gracias por tus hermosas palabras.Un abrazo

marisa dijo...

Gracias querida marian, poeta.Un abrazo

marisa dijo...

Elchiado, muchas gracias.Es un placer tenerte por aquí.Un fuerte abrazo

marisa dijo...

Ay Bel, tu no te repites.Tu presencia es siempre un motvo de orgullo y alegría para mí.Y eso "que les den"...
Besos enormes.

marisa dijo...

Gracias izaskun, por estar siempre ahí, por comprenderme tan bien, por indagar enmis versos.un besazo enorme

marisa dijo...

Pues sí Edu, el amor a los demás nos engrandece y en el amor y la entrega hay siempre solidaridad. Gracias por compartir tu utopía, amigo.

marisa dijo...

Gracias Soco, en los tuyos también encuentro yo eso que tú me dices:certeza y belleza.Un beso grande, grande

marisa dijo...

Ay Isabel, a mí tembién me emociona que me lo digas. Gracias, de corazón, queridísima amiga.

marisa dijo...

Gracias jesús, por estar siempre ahí, leyendo y compartiendo.Gracias de verdad querido amigo.

marisa dijo...

Gracias a ti adaev, por tu compañía.

marisa dijo...

Recibo tu beso, jaud...y te envío otro muy grande de vuelta.

marisa dijo...

Pues sí Ybris, así es.Allá donde estén los que me amen estará mi patria y mi refugio.Un abrazo enorme

marisa dijo...

Arruillo, no puede faltar, claro que no.Abrazar y cobijarse en quien nos ama es un gesto de profunda humanidad.Un beso grande

marisa dijo...

Así es Fernando...que no nos falte.Besazos

marisa dijo...

Y la tienes, estoy segura...Si miramos a nuestro alrededor no faltará quien nos tienda sus brazos para cobijarnos y hacernos sentir que hemos llegado acasa.
Un beso grande, reina.

marisa dijo...

Mi Juanma...con lectores como tú se anima cualquiera. Sólo por eso merece la pena seguir.Y yo sé que tienes una patria acogedora y enorme, como tu pedazo de corazón...besos, moreno.

marisa dijo...

así es Noray, nos empeñamos en mirar a la lejanía cuando el amor crece a nuestro lado...
Un enorme abrazo

marisa dijo...

Ay jesús, lo tuyo son inyecciones de ánimo en vena;)Gracias querido amigo, de corazón.

marisa dijo...

Susana, preciosa, gracias por valorar mi trabajo.Ese reconocimiento que me regaláis con vuestros comentarios es lo más grande que los que escribimos, podemos recibir.
Un abrazo gigante.

marisa dijo...

Yo así lo creo Éxodo...hombres amando a otros hombres.Ese debería ser el objetivo final.

marisa dijo...

Mi Mertxe del alma...tú tienes un lugar aquí y en mi corazón que no hay telefónica que te lo quite.Faltaría más...Un besote enorme

marisa dijo...

Gracias Emilio, tus palabras siempre me llenan de alegría.Otro muy grande para ti

marisa dijo...

Nati, bienvenida.Muchas gracias.Pasaré sin falta por tu rincón.Un enorme y agradecido abrazo.

marisa dijo...

Antonio saber que disfrutas con mis versos es más de lo que mi humilde pluma puede esperar;)Gracias de verdad.Tu opinión la guardo, siempre, como un tesoro.
Un fortísimo abrazo.

marisa dijo...

Juanjes, yo también me felicito de habernos encontrado.Un beso

Codorníu dijo...

Perdóname por haber llegado el último a esta cita.

Yo también busco a diario la llave para que el tiempo que transcurre junto a ellos (los míos) sea dichoso. Cuando he logrado éso -no siempre, por desgracia-, el mundo se vuelve infinitamente más vivo; se puebla de miradas, voces, sueños, palabras, emociones…

Qué bello poema.

Lunska Nicori dijo...

En esos brazos me refugio, haciéndolos míos...
Qué verdad tan contundente, reflexión escrita con una pluma llena de luz.

Espero vernos pronto en Zaragoza.
Un abrazo, y besos

Lunska Nicori dijo...

En esos brazos me refugio, haciéndolos míos...
Qué verdad tan contundente, reflexión escrita con una pluma llena de luz.

Espero vernos pronto en Zaragoza.
Un abrazo, y besos

Vagamundo dijo...

patria y puerto seguro.. y a veces astillero en donde reparar el barco de los sentimientos.

irene dijo...

Los que fueron, los que serán un día...
Siempre me llegan muy hondo tus poemas.
Un beso, Marisa.

Fernando dijo...

Los que fueron y los que serán.
Algunos intentamos ser grandes patriotas, furiosos defensores del suelo que hollan nuestros sentimientos.
Un abrazo, Marisa.

También puedes leer

Related Posts with Thumbnails