sábado, 18 de abril de 2009


El tiempo desnuda la verdad cautiva
oculta tus ansias, deshoja tu amor.
El tiempo se viste de penas y olvidos,
y deja en el aire un vago rumor.

El tiempo camina con pasos de plomo
y teje y desteje tu desolación.
El tiempo apresura de nuevo su marcha
y borra los nombres que un día escribió.

El tiempo marchita los silencios mudos
y envuelve en su tela lo que pudo ser.
El tiempo nos deja la miel en los labios,
y el sueño de un beso que no ha de volver...

24 comentarios:

Emilio dijo...

Muy poético, Marisa, me ha gustado mucho; tiene mucho ritmo y una entonación de rimas agudas que le da mucha fuerza.

Está muy bien construido con sus repeticiones y con un contenido exquisito.

Mis felicitaciones.

Fernando dijo...

el tiempo es el combate...besos.

Fernando Manero dijo...

Cuánta verdad y belleza encierran tus palabras. El tiempo lo modela todo, lo modula y lo organiza. Nos cuesta controlarlo y,a la postre, acabamos aceptando su lógica. Resistirse al tiempo es persistir en lo imposible. El tiempo nos crea y nos transforma. Aceptémolo como algo inexorable que debemos enriquecer com nuestra voz y nuestras esperanzas. Un abrazo

ESCRIBIENTE dijo...

Pero no somos ni ayer ni mañana sólo ahora...Lo que ocurre es que lo que fuimos y lo que creemos que será nos delimita el "es"...
Es curioso, acabo de escribir mi entrada, antes de leer la tuya, y reflexiono sobre algo parecido...Abrazos...

media luna dijo...

El tiempo puede ser siempre un aliado o un enemigo. El tiempo se lleva consigo todo lo que no pudo ser, pero también nos deja todo lo que es. Para mi, hoy el tiempo tiene un sabor agridulce.
Un beso muy grande Marisa.

impersonem dijo...

No sé si es verdad eso que dicen de que el tiempo pone las cosas en su sitio, lo que sí sé es que el tiempo amplía las perspectivas... tanto como ampliemos nosotros las experiencias.

A veces siento que el tiempo nos tiene cautivos en su tic-tac...

Hermoso poema marisa, hay un profundo mensaje en tus versos y sentimientos que me son muy familiares.

Besos.

Maria Luisa dijo...

Dulce Marisa- Que bien me siento leyendo tu poesía.
Una poesía que habla del tiempo, siempre el tiempo...

"El tiempo nos deja la miel en los labios,
y el sueño de un beso que no ha de volver..."

Un placer leerte.

Un beso.

FLACA dijo...

¡Qué hermosura este poema!... y que profunda definición del tiempo, ése que pasa y se nos lleva memoria de hechos tan queridos, pero nos trae también con el recuerdo vivenciasd intensas.

Precioso el ritmo que dan al poema los endecasílabos, la acentuación y la anáfora, y que sugiere - de alguna manera- ese tracate-traca del tiempo que no para nunca.
Un saludo que salte el océano.

Tracy Lord dijo...

Con todos los halagos en los comentarios anteriores -merecidos, por supuesto, para qué lo vamos a negar- una a veces se siente un poco cohibida a la hora de opinar...
A mi me han encantado estos dos versos:
"El tiempo apresura de nuevo su marcha
y borra los nombres que un día escribió".
Como siempre te digo, tienes una maravillosa destreza para poner palabras a lo que todos hemos sentido alguna vez.
Un abrazo!

Maria Varu dijo...

El tiempo desnuda...
El tiempo se viste...
El tiempo camina y nos deja la miel en los labios...
pero el tiempo nos trajó, el tiempo nos dio, el nacer de todo ese mundo, el vivir de todo ese sentimiento, que ahora... se llevó.

Amiga Marisa, tristemente hermoso sin olvidar que hubo un antes que fue plenamente bello.

Besos.

María Socorro Luis dijo...

Te acabo de encontrar donde Mertxe. Ya ves que rondamos los mismos amores...

Abrazos y enhorabuena.
Soco

Sir Bran dijo...

Los besos no vuelven, aunque los extrañemos, pero se generarán otros nuevos, que en nada desmerecerán a los del pasado.
Hay un tiempo esperando para todo y cuando llegue su hora habrá que vivirlos.
Frase de Napoleón: "se puede volver a conquistar la tierra perdida, pero nunca el tiempo perdido"
Besos

ichokozak dijo...

El tiempo es también, una palabra poética que posibilita nuevos encuentros. Gracias, Marisa, por tu versos. Un saludo

Edu dijo...

Tu mano escribe poesia, la hace, como el sol, hace crecer a los trigales en los campos o la lluvia hace brotar las flores en primavera.
Un Saludo.

marisa dijo...

Gracias a todos, ando un poco pachucha y no puedo contestaros como me gustaría... es un consuelo y un orgullo teneros como lectores.Espero poder muy pronto dedicaros a cada uno el tiempo que merecéis. Un fuerte abrazo.

July dijo...

En la vida, tenemos la fortuna o infortunio, de que el pasado...nunca vuelve :)

Bezozz

sergio astorga dijo...

Marisa, es inevitable cuando los silencios se marchitan, dejar que el buen oficio del olvido realice su trabajo.
Un abrazo sin título.
Sergio Astorga

marisa dijo...

Gracias sergio y July, mil abrazos

Popi dijo...

Me cautivaste por el ritmo que imprimías en tus composiciones, y hoy vuelvo aquí para saborear unos versos con sabor infantil, quizás como aquellos besos que dábamos de pequeñines, quizás los verdaderos besos, aquellos que juegan con la memoria. Sonríeles.
Bisou!

marisa dijo...

Los besos del pasado son los más dulces...¿Por qué será? Un abrazo

Popi dijo...

Yo creo que es porque no había nada en juego, pues el beso era el juego. Luego ocurre como en todo en esta vida, que se transforma en partido y ya no es juego. Pero no me hagas mucho caso a estas horas, que no estoy acostumbrado a irme a dormir tan tarde. Las vacaciones le devuelven a uno a su hábitat natural. Quizás, por eso, he dejado a Houllebecq a un lado y hoy me vaya a dormir con Carroll, aunque muy bien podría ser mi amado Ende.
:)
(Perdón por tener siempre la última palabra)

Mertxe dijo...

Versos color violeta, versos de nostalgia y melancolía. Y, fíjate, la última estrofa me ha recordado unos versos de Machado que pudieran ser una buena conclusión para ella y, desde luego, un ítem más al tema del tiempo:

"No sé...
¿Quién penetra en el secreto
de horas que no se han vivido
y de cosas que no fueron?"

Marta Fernández Olivera dijo...

wouww Marisa, es precioso y es poco el tiempo que tengo para leerte, pero siempre vale la pena entrar en tu casa, aunque el tiempo no me deje, aunque el tiempo marche deprisa y no me permita entrar siempre encontrare una pequeña brecha entre sus agujas para disfrutar de tus palabras.
un abrazo
:)

marisa dijo...

gracias por sacar tiempo para mí...eres un sol.

También puedes leer

Related Posts with Thumbnails